Los Crímenes del Jorobado

19,50 

Descripción

Minoura es un joven de vida gris hasta que conoce a Hatsuyo, una muchacha que será como un rayo de luz en su anodina vida. Por desgracia, las intrigas y el asesinato se interpondrán entre los dos. Un supuesto robo que ha acabado mal, no es más que el inicio de una espiral de crímenes tras los que se esconde una mente perversa capaz de cualquier cosa por lograr sus objetivos.

Monstruos, islas apartadas, piratas y elementos típicos del folletín decimonónico aderezados con otros de radical modernidad, que solo Edogawa Rampo fue capaz de introducir, convierten Los crímenes del jorobado en una obra esencial que abrió la puerta a la adaptación y nativización de la novela de misterio en Japón.

Quaterni tiene el honor de presentar, por primera vez en castellano, una obra imprescindible del gran maestro de la novela japonesa de terror y misterio. Un relato sorprendente, tan duro y cruel como moderno y actual.

Hirai Tarō (1894-1965) es el autor de novela gótica y de misterio más prestigioso de Japón, considerado el Edgar Allan Poe oriental. Eligió el pseudónimo de Edogawa Rampo que no es más que una reinterpretación de la pronunciación japonesa del nombre de Poe, Edogā Aran Pō.

La Prensa ha dicho…


Los crímenes del jorobado es una historia terrible y extraña. Tiene dosis de intriga, de terror, de drama y de aventuras. (…) Es una de las primeras aportaciones al género de intriga japonés y como tal supone una de esas historias que todo amante de la novela japonesa y de misterio debería leer.” Marta Marne en El Peso del Aire

“La lectura de Los crímenes del jorobado nos devuelve al rico mundo de los relatos llenos de sorpresas, de personajes extremos, de pasiones abrasadoras, de malos malísimos, de héroes que se dejarán la piel en busca de la verdad, y todo esto aderezado con situaciones extremas propias de la gran novela folletinesca, donde seguir la trama de intriga se hace un placer lleno de emociones. Una estupenda novela que nos devuelve a las raíces del género.” José María Sánchez Pardo, revista Prótesis

“La historia mantiene un ritmo sosegado, a veces parsimonioso, mientras se incrementa la tensión, provocando en el lector el impulso de adelantarse para saber lo que sucede luego, pero mejor será que lo supere, si quiere disfrutar por completo de esta exquisita muestra de literatura japonesa.” Selin en Anika entre Libros

“Es cierto que, a día de hoy, “Los crímenes del jorobado” sería una novela que resultaría extraña. Acostumbrados a tramas paralelas que terminan confluyendo, aquí no será hasta la parte final que se termine desenmarañando buena parte de la trama que se mantenía detrás de los sucesos que iban aconteciendo. Hasta entonces, tanto el lector como el protagonista se encuentran en una especie de “novela sobre raíles” de la que no se puede salir. Además habrá detalles que queden sin resolver en aras de lograr una historia lo más horrenda y terrible, a la par que atrevida y valiente. En definitiva, “Los crímenes del jorobado” es una magnifica carta de presentación de un autor, Edogawa Rampo, poco publicado en castellano, y del que ojalá Quaterni pueda traernos próximamente nuevas muestras de su retorcida mente.” Borja en Calles de Tinta

Primer Capítulo


Descargar PDF

Los lectores opinan…


“Definitivamente cierro como empecé acercándome a la isla de Iwaya, no quedarán decepcionados quienes lean esta novela. De hecho si como yo han ido siguiendo los títulos de los libros editados por Quaterni Iwaya y sus piratas les recordarán mucho a los de otra novela editada por Quaterni “Gokumonto las puertas del Infierno”. Acérquense a la isla, y la cueva del Diablo no sean tímidos.” Alfonso Velasco Sendra.

El autor


Edogawa Rampo

También romanizado como «Edogawa Ranpo», es el seudónimo de Hirai Tarō (1894-1965).

Nació en la prefectura de Mie, aunque creció en Nagoya, y era descendiente de samuráis. Se mudó a estudiar a Tōkyō, donde se graduó en Económicas en la Universidad Waseda en 1916 y encadenó una serie de empleos de subsistencia como editor en un periódico, dibujante de tiras cómicas para una revista, vendedor de fideos y librero de segunda mano.

Su debut literario acaeció en 1923 con una historia de misterio, La moneda de cobre de dos sen, que apareció en la revista Nueva Juventud, que publicaba básicamente ficción de autores occidentales. De hecho, Edogawa era un gran admirador de la ficción de misterio occidental y posteriormente traduciría y adaptaría algunas obras al japonés. Sus autores preferidos eran G.K. Chesterton, Arthur Conan Doyle y Edgar Allan Poe. En sus obras se ven claramente referencias a ellos. Es más, el seudónimo que eligió para escribir, no es más que una reinterpretación de la pronunciación japonesa del nombre de Poe, Edogā Aran Pō.

Publicada en 1929-30 en formato semanal en uno de los periódicos de mayor tirada, el Asahi Shinbun, Los crímentes del jorobado es el paradigma de las modificaciones que aportó Edogawa Rampo al género detectivesco con la inclusión de elementos eróticos, grotescos y extremos, algo que estaba muy de moda en Japón por aquel entonces.

En los años posteriores, escribió más historias de crímenes que hoy son consideradas clásicos de la literatura japonesa de comienzos del siglo XX. Aunque otros autores anteriores ya habían incluido elementos de misterio en sus historias, Rampo fue el primero en centrarse en el proceso del raciocinio que lleva a la resolución del crimen, lo que le ha convertido en el autor más representativo de la ficción de misterio japonesa.

Un gran número de sus obras han sido adaptadas para la gran pantalla y siguen inspirando a autores modernos tanto en el cine, como en la ficción y el manganime.

Información adicional

Peso 0.650 kg
Dimensiones 15.5 × 23 cm
Autor

Traducción

ISBN

Nº Páginas

Género

Fecha de publicación

IBIC

Nº de Colección

También te recomendamos…